VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

Cómo colaborar

La manera de colaborar en este blog, entre otras, puede ser mediante subida de información relacionada con la geología de Extremadura en su amplio espectro.
Los posts se enviarán por email, para una verificación y edición previas. Si cumplen los requisitos indicados anteriormente serán subidos al blog lo antes posible. Del mismo modo, se citará a su autor/a y datos de contacto.

AGRADECIMIENTO

Puedes seguirnos en las redes sociales, puedes linkear lo que aquí lees, pinchar en la publicidad que decora este blog o solicitar una colaboración. También puedes volver otro día. O, sencillamente, puedes no hacer nada, pues con sólo saber que estás leyendo cualquiera de los posts de este blog te estaremos agradecidos y nos sentiremos satisfechos por ello.

Para cualquier consulta debes dirigirte a geologiasextremadura@gmail.com.




One logo to Geology.

One logo to Geology.
Google doodle: celebrating Steno.

FRIENDLY SUBSCRIBERS

Buscar este blog

martes, 15 de marzo de 2011

"Sobre nuevas localidades de matalanita en Extremadura", por Sos Baynat.

En este trabajo don Vicente Sos Baynat aporta información sobre matalanitas encontradas en nueve yacimientos extremeños, repartidos por ambas provincias.
Apuesta, por lo que he podido deducir, en que esta escoria es de origen natural, por lo que apoyaría las tesis de don Antonio Baselga Recarte, quien la definió por primera vez. Ambos, parece ser, estaban equivocados, puesto que el origen de estos materiales se antoja artifical. De hecho, alguno de los yacimientos es conocido en la zona como La Fragua, expresión clara de su origen no natural.















4 comentarios:

  1. La mejor prueba, demostrativa de que la llamada "Matalanita" eran escorias de antiguas forjas de fundición y extracción de hierro, se la ofrecí en 1969 a D. Vicente Sos en un fragmento de tégula romana unido a dicho "mineral" que encontré en Cañamero siendo estudiante de Geología.
    No hay lugar en Extremadura con minerales de hierro que los romanos no hayan extraído y abandonado grandes cantidades de estas escorias de fundición, llamadas por los herreros "mocos de fragua". Las hay en Las Villuercas, en la Sierra de San Pedro, en Santa Lucía de Alcuéscar, en la Sierra de Cañaveral, en Táliga, en Castañar de Ibor y en todos los sitios donde abundan yacimientos de hierro y las llamadas "ferrerías de los moros". Donde además hay tégulas y otras cerámicas romanas, monedas bajoimperiales, etc.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Tengo que buscar en el trastero, donde creo que conservo una "piedra" que se parece a esta "Matalanita" que comentas. la tuve de pisapapeles muchos años...así que no se me olvida. La encontré en la Sierra de San Pedro, en una dehesa cerca del Castillo de Azagala. Años después, también en la década de los 90, di con otra muy similar en Jerez de los Caballeros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el año 72 me crucé con un yacimiento abundante en donde se encuentran las provincias de Caceres, Badajoz, Toledo y Ciudad Real. (Hasta ahora no he sabido lo que eran.)
      Atanasio, por curiosidad, ¿ recuerdas en donde exactamente encontraste la de Azagala?.
      Voy con frecuencia por esa zona.
      Parece que me siguen la matalanitas o.... yo a ellas.

      Eliminar
  3. La verdad es que estas escorias son muy abundantes en Extremadura. Pero, fíjate, hablar sobre algo que no existe como tal (roca) ha supuesto la publicación de, al menos, tres artículos. Hoy en día conozco a gente que publica, con esa excusa, hasta decenas. ¡Es lo que tiene este mundillo científico! Saludos.

    ResponderEliminar